Se encuentra usted aquí

Inicio

Durante esta semana y el final de la pasada, los cursos han trabajado en el área Inglés la festividad de Halloween. Además de decorar los pasillos con fantasmas, esqueletos, calabazas y demás artículos de mucho 'sussssto', nos hemos hecho fotografías con el photocall que construimos el año pasado y los de ESO han hecho un concurso de tarros monstruosos con velas. 

Es evidente que la celebración de Halloween cobra cada vez más vigor, Es, además, positivo, porque motiva al alumnado a realizar tareas. Pero, no por ello, debemos dejar atrás las preciosas tradiciones de estas fechas. Sería triste dejar lo que siempre ha sido nuestro. Todo es compatible.

Terminamos la reseña con el origen de Halloween. Es el siguiente...

El final de la cosecha era un gran motivo de fiesta para los antiguos pueblos celtas. Una celebración en la que aprovechaban para despedirse de Lugh, dios del Sol, y a la que bautizaron con la palabra gaélica Samhein (que significa ‘el final del verano’). La festividad, que tenía lugar el 31 de octubre, marcaba el momento en que los días se iban haciendo más cortos y las noches más largas. Los celtas, al igual que muchas culturas prehispánicas, creían que en Samhain los espíritus de los muertos regresaban a visitar el mundo de los mortales. Por ello, era costumbre dejar comida a modo de ofrenda en las puertas de las casas, así como encender velas para ayudar a las almas de los muertos a encontrar el camino hacia la luz y descanso junto a Lugh. La romanización de las tribus celtas supuso la desaparición de sus fiestas paganas, entre ellas la de Samhain. Esta última, la aprovechó el Papa Gregorio IV y la convirtió en el Día de Todos los Santos, respetando así la importancia que se daba a los fallecidos. En inglés, la traducción era ‘All Hallows Eve’, que acabó siendo Halloween.

 

Desde uno de los vértices del suroeste de la provincia giennense y a través de esta ventana digital, te queremos mostrar lo que todos -profesorado, alumnado y familias- intentamos ser: "gente guapa y trabajadora".

Nuestro trabajo es humilde, diario, en equipo, sin aspavientos ni galerías, con el único pero gran estímulo de que nuestros niños y niñas sean grandes en lo académico y en lo personal. Contamos para ello con el buen hacer y el buen sentir de la gente del pueblo.

ADELANTE...

Avenida de Las Delicias, s/n, 23669, Los Noguerones (Jaén)

 

Teléfono/s: 953 366 123 | 671 535 749 - Corporativo/s: 230123 | 635749

    • Visitas: 701.102
    • Hoy: 94